Ojo con los ojos Disney

Los ojos –si ¡los ojos!– Son un punto de controversia en el mundo de la robótica. O por lo menos el punto ojos2de controversia de moda, si lo prefieren. ¿Que le pasa a los ojos de un robot? Que al igual que para el hombre componen su principal “puerto de entrada” a la hora de obtener información del entorno. Con anterioridad, esta controversia la acaparaba el equilibrio [Aquellos andares de los  E2, E3… era sin duda auténticos quebraderos de cabeza, y aun con todo eran los mejores de su tiempo] ahora los robots cuentan con ese equilibrio y con el software necesario para llevar a cabo una gran cantidad de premisas preprogramadas, pero todas esas habilidades pasan porque el prototipo sea capaz de discernir la realidad que se le presenta e interpretarla correctamente.

¡Ah! ¿Los expertos tienen problemas para hacer comprender o enseñar que son determinados objetos y sus distancias al cerebro del robot? Si como no, pero lo que de verdad rompe los esquemas del asunto es que eso parece ser un tema “secundario” [esas comillas van en mayúsculas] al lado del apartado estético. ¿Imposible? Como hemos dicho el software esta bastante avanzado en ese aspecto, ejemplos como los prototipos de percepción mejorada del entorno de Industrial Perceptión, las cámaras bifocales del Asimo o los ojos compuestos de visión panorámica del proyecto Curvace [pequeños objetos cilíndricos con un diámetro de 12’8 mm y un peso estimado de 1’75 gramos, formados por 630 unidades de base –omatidios–, dispuestas en 42 columnas con 15 sensores en cada una de ellas. Cada omatidio está formado a su vez por 172 micrones –lentes/pantallas– con visión panorámica de 180ºx60º + variabilidad en condiciones de iluminación] Si tenemos en consideración que hace veinte años estos mismos ojos eran pequeños LED que simulaban los fotoreceptores de las criaturas primitivas parece que todo va bien encaminado.

¿Entonces? Entonces parecen monstruos, aunque pasa siempre y eso termina ojos de robotcorrigiéndose con el paso tiempo, pero cuando hablamos de la mirada ese tiempo se reduce. Para el ser humano los ojos componen “la entrada del alma”. Acudimos a los ojos en busca de microgestos que no percibimos de manera consciente pero que nos son imprescindibles a la hora de tomar una decisión al respecto de si podemos confiar en un determinado sujeto que tenemos enfrente. Multiplica su importancia si hablamos de algo no humano. ¿Y que podemos hacer para solucionarlo? Bueno yo nada, y tampoco es algo que quite el sueño a los ingenieros, pero en la “fábrica de sueños” [otras dos comillas que deberían ir en mayúsculas] Disney, ya han cogido los ojos por los cuernos.

ojos 3¿Disney? Disney si. Ha creado el proyecto Papillón –significa mariposa, no es que pretendan clonar a Steve Mcqueen– con la idea de dar un salto desde los ojos reflectantes y metálicos para dar paso a las impresoras 3D y el modelado de ojos en fibra y plástico. ¿Pura estética? No se le escapa a usted una. En efecto, el interés de la compañía animada está en dotar de mayor emotividad [¿robosonalidad?/¿personalidad?] a sus creaciones virtuales. Pero afortunadamente también trae importantes mejores en la conducción de la luz a los lugares indicados gracias a la capacidad de la fibra óptica para ser facilmente moldeada a distintas microescalas. Esto se traduce en una considerable mejora frente a la tecnología OLED empleada en la robótica actual y un gran avance en una plausible recreación de prótesis para el ser humano.Beep3000 Disney Pittsburgh

Aquí un vídeo explicativo en ingles [lvl.E.S.O] [3:18]

Aquí un vídeo que quita el hipo [2:30]

Anuncios